Filtrar búsqueda

Filtros habilitados:
    Maquinaria
    Alimentación

    COMPRESORES 

    Mostrando 1 - 11 de 11 items

    Compresores de aire en Barcelona

    Esta máquina es un instrumento que convierte la energía de un motor eléctrico, diésel o de gasolina, en energía almacenada como aire presurizado o comprimido. Se toma el aire de la atmósfera, se comprime para realizar un trabajo, y se devuelve de nuevo a la atmósfera para ser reutilizado.

    El compresor introduce aire dentro del tanque de almacenamiento, aumentando la presión. Cuando la presión del tanque llega a su límite, el compresor se apaga, reteniendo el aire comprimido en el tanque hasta su próximo uso.

    La energía del aire comprimido se puede utilizar en múltiples aplicaciones, aprovechado la energía cinética que genera el aire mientras se libera del tanque. Cuando el tanque de aire se despresuriza llegando a su límite inferior, el compresor vuelve a encenderse, haciendo que el tanque quede presurizado de nuevo.

    Tipos más comunes de compresores

    Existen diferentes tipos de compresores atmosféricos, pero los más comunes son los siguientes:

    • Compresor de pistón, esta máquina utiliza el mecanismo pistón-biela-cigüeñal, accionado por el movimiento que proporciona un motor eléctrico o de combustión. El cigüeñal gira haciendo que el pistón descienda, y su vez hace vacío en la cámara superior, este vacío actúa sobre la válvula de admisión, abriendo el paso de aire desde el exterior para llenar el cilindro, que posteriormente introduce a presión este aire en el depósito.

    • Compresor de tornillo, cuando se necesita un caudal de aire continuo, estos compresores son la mejor opción, su tecnología se basa en el desplazamiento del aire. La diferencia esencial con un compresor tradicional de pistón se basa en el uso de dos tornillos largos que comprimen el aire; para evitar daño en estos tornillos, se les inserta aceite para mantener el sistema lubricado. El aceite se mezcla con el aire en la entrada y es transportado al espacio entre los tornillos; al salir, el aire y el aceite pasan a través de un separador donde el aire es filtrado pasando al tanque de almacenamiento para ser utilizado y el aceite es enfriado para poder utilizarlo de nuevo.